Blogia
RIFF RAFF (sábados, de 18:00 a 19:00 en Radio TOPO 101.8 fm. Zgz)

Sirenia - The 13th Floor

 

 

          Tras casi dos años de silencio discográfico, los góticos noruegos Sirenia retornan  con una nueva obra titulada "The 13th Floor". Cuarto album y, para no perder la costumbre de la casa, nueva cantante femenina que se une a la formación pues no en vano su discografía está compuesta por 4 discos y un EP y han contado con la participación de 4 cantantes distintas a lo largo de su carrera.

          La afortunada se trata en esta ocasión de la española Pilar Jiménez García, de nombre artístico Ailyn. Como curiosidad puede decirse que esta cantante participó en el programa de televisión Factor X lo cual ha suscitado numerosas críticas en la red. Sin embargo, y tras la escucha del disco, no puedo estar en mayor desacuerdo con esta postura. Pilar realiza una labor magnífica a en todo el album y probablemente buena parte de ello reside en el hecho de que las canciones han sido compuestas pensando en su voz, dulce a la vez que cálida, como contraposición a las voces guturales que aparecen puntualmente a lo largo del disco. A lo anterior hay que sumar que fue elegida entre un casting de más de 500 cantantes y en palabras de la mente creadora detrás de Sirenia, el guitarrista Morten Veland, Pilar posee una gama de vocalizaciones más amplia que las anteriores cantantes con las que había trabajado. Esperemos que Ailyn sea la cantante definitiva de forma que finalmente el grupo alcance la formación sólida y estable que tanto demanda.

          Sirenia surgió allá por el 2001 de la descomposición del grupo Tristania. Sus dos primeros albumes "At sixes and sevens" y "An elixir for existence", son claros deudores de dicha banda y se caracterizaban porque daban un pasa más allá expandiendo los límites del gothic de corte más sinfónico. Por decirlo de alguna manera, se trata de unos discos que suponían la evolución lógica de la trayectoria de Tristania y a nadie nos hubiese sorprendido si hubiesen aparecido publicados bajo el nombre de este grupo en vez de el de Sirenia. En 2007 sorprendían con el gran éxito comercial de "Nine destenies and a downfall". Un disco que seguía unos derroteros mucho más melódicos donde la voz femenina era la protagonista, se abandonaban por completo las voces guturales y se optaba por unas composiciones de menor duración y menor complejidad dando lugar a canciones mucho más accesibles.

          Musicalmente, la impresión que transmite la escucha de "The 13th floor" es que la intención del grupo ha sido seguir el camino marcado por "Nine destenies and a downfall" pero recuperando ciertos elementos de sus comienzos. Las voces guturales vuelven a aparecer y las canciones vuelven a ser más desarrolladas y barrocas aunque sin alcanzar la complejidad de sus inicios. Mención especial merecen las letras, las melodías y los arreglos orquestales los cuales son muy superiores a los vistos hasta ahora en anteriores discos de la banda de forma que las canciones rezuman calidad musical y compositiva por los cuatro costados. Como conclusión, podríamos definir el estilo seguido actualmente por Sirenia como el esbozado en su anterior disco "Nine destenies and a downfall" pero reorientándose ligeramente hacia sus primeras obras. Considero que ha sido una postura muy acertada ya que todo ello ha redundado en un excepcional disco que podrá gustar tanto a sus primeros fans como a los más recientes a la vez que puede atraer a nuevos adeptos.

          También merecece ser reseñada la sobresaliente producción, realizada a caballo entre Noruega y Francia. El disco tiene un sonido impecable, todos los instrumentos suenan compactos y perfectos y las orquestaciones brillan con luz propia ya que no desentonan por ser innecesariamente enrevesadas para lo que la música demanda ni tapan las bases metaleras en exceso. También hay que añadir que la batería de Jonathan Pérez suena limpia y compacta como nunca, así como las guitarras de Morten Veland y Michael S. Krumins son poderosas en la justa medida que la música exige.

          Como conclusión puede decirse que este disco es un verdadero regalo para los oídos que mantiene en la brecha a una de las bandas punteras del gothic. Supera con creces a su predecesor y nos hace poder vislumbrar y reencontrarnos con esos primeros Sirenia que ya creíamos olvidados.

          Para ilustrar lo comentado anteriormente incluimos lo videos del single de "The 13th Floor" titulado "The path to decay" y "Meridian" perteneciente a su disco debut:

 

 

 

 

 

 

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres